JellyPages.com

lunes, 12 de enero de 2015

MITJA MARATÓ DE SITGES!

A veces lo importante de las carreras no son los tiempos ni  la posición en la que quedemos sino las sensaciones que tenemos, tanto pre, durante y post competición.

Martes 6 de enero: Color negro. Carrera Reis Race en Igualada de 10 km. Molestias calentando, dolor compitiendo y lágrimas al llegar a meta.

Miércoles: Seguimos con el color negro. Desesperación, necesito ayuda y pasar por las mejores manos. Visita a FitaA. Y el negro empezó a ser gris. Llego a casa con otra cara y con unas pequeñas pautas que habrá que seguir si queremos estar el domingo en la linea de salida.

Miércoles noche, jueves, viernes, sábado: 15 minutos en cada pierna con Trigerpoint, bálsamo de tigre, estiramientos asistidos, hielo y compresivos de recuperación.

Domingo 6:30: Suena el despertador, abro los ojos y antes de poner un pie al suelo pienso en positivo, que hemos intentado hacer las cosas de la mejor manera posible y que si me noto bien toca darlo todo. Pie izquierdo en el suelo; gemelo perfecto, y ahora a por el derecho... hay algo de molestia pero nada de dolor. A por la media deSitges!!!!

Charlas varias en el coche. Recogemos dorsales y estamos listos! A calentar! Vamos cogiendo ritmo y sensaciones. Junto a Edu, nos miramos sabiendo que cada uno tiene su cruz, alguna llamada rodilla, otra tibial…en fin sonreímos y seguimos cada uno visualizando lo que será la carrera.

Línea de salida; se puede saber donde están los cajones? Si todo el mundo está mezclado? Se puede saber qué hacemos tan detrás? Por suerte coincidimos con Sergi y Torrent, parece que haremos una buena piña!

Dan la salida, unos metrillos caminando y a juntarse con la banderola de 1:24! Y allí me coloco junto a Torrent, mi aliado para este reto.  Van pasando los km, y empezamos a cruzarnos con caras conocidas. Vamos a muy buen ritmo y ganando posiciones. En el km 6 Josep, el portador de la bicicleta con el cartelito de “segona dona” se coloca al lado nuestro! Esto marcha!

Y así pasaron los km, manteniendo las buenas sensaciones y sin dolor. Escuchando en todo momento “de menys a més”.  Y a poco menos de 5 km de meta cuando empecé a notarme algo cansada empecé a pensar; no dejaba de repetirme que lo podía hacer, que lo podía conseguir, que una buena marca era posible, y que quería una buena posición. Porqué sí!  Porque el trabajo duro tiene que ver la luz, tenemos que recoger sus frutos, que todos los km que llevamos encima son para algo y que estamos haciendo las cosas bien. Que congelarse a las 8 de la mañana con la bici vale la pena, que hacer series en una piscina helada te tienen que poner fuerte, que hacer las mil repeticiones de técnica de carrera escuchando que soy una fondera sin remedio sirve para algo y que correr 18 km por la carretera de las aguas después de 50 en bici con zapatillas nuevas, es una locura.

Con un tiempo de 1:23:42 pasaba por el arco de meta más feliz que nunca! Ya que en 5 días habíamos conseguido pasar de la tormenta a la calma.





21km que lo último que he sentido es soledad, gràcies Torrent per córrer al meu costat, ets un crack! Y por todos los ánimos recibidos durante la carrera. El que estuvierais allí hizo que todo fuera más fácil, correr así es un placer! 

Y por supuesto mil gracias Joaquin por tu paciencia, por todas las horas que me dedicas, no sólo machacándome en la sala de torturas sino escuchándome, aconsejándome y enseñándome que quién algo quiere algo le cuesta! Esta carrera y esta marca es para ti por saber qué teclas tocar para que esta máquina torpe y esmirriada este domingo se moviera a 3;59 el km. Gracias de todo corazón!


Un abrazo y feliz semana! La próxima….Trail de Font Romeu! 




1 comentario:

ricard torres dijo...

Tan gran al teclat com a la carretera! ;)